¿Para qué Dios creó la tierra?

Isaías 45:18_ “Porque así dijo Jehová, que creó los cielos; él es Dios, el que formó la tierra, el que la hizo y la compuso; no la creó en vano, para que fuese habitada la creó: Yo soy Jehová, y no hay otro.”

Dios es antes de todo lo creado:

 

Isaías 43:13_ “Aun antes que hubiera día, yo era; y no hay quien de mi mano libre. Lo que hago yo, ¿quién lo estorbará?”

 

Efesios 1:4_ “…según nos escogió en él antes de la fundación del mundo, para que fuésemos santos y sin mancha delante de él…”

 

Jeremías 1:5_ “Antes que te formase en el vientre te conocí, y antes que nacieses te santifiqué, te di por profeta a las naciones.”

Antes que existiese mundo, antes de ser formados -ni menos haber nacido- no solo que Dios nos pensó en la forma que seríamos, sino también qué cosas haríamos. ¿No es esto maravilloso? Fue una elección muy específica, con motivos y razones muy claras que son el amor:

 

Juan 17:24_ “Padre, aquellos que me has dado, quiero que donde yo estoy, también ellos estén conmigo, para que vean mi gloria que me has dado; porque me has amado desde antes de la fundación del mundo.”

Cristo fue amado al igual que nosotros. Razón principal de la creación:

 

Efesios 1:5a_ “…en amor habiéndonos predestinado para ser adoptados hijos suyos por medio de Jesucristo…”

En amor.

 

Efesios 1:5b_ “…según el puro afecto de su voluntad…”

 

Propósito 1: Santidad

Jeremías 1:5b_ “…y antes que nacieses te santifiqué…”

Es posible serlo porque Dios ya colocó eso dentro de nosotros.

Jeremías 1:5c_ “…te di por profeta a las naciones.”

“Te di”: nadie puede dar lo que no es de él; somos suyos y lo afirma el Salmo 100:3_ “Reconoced que Jehová es Dios; él nos hizo, y no nosotros a nosotros mismos; pueblo suyo somos, y ovejas de su prado.”

Propósito 2: Servirle

Jeremías 1:5c_ “…te di por profeta a las naciones.”

Aquí el ejemplo es como profeta, pero a ti a lo que sea que te ha enviado.

                                                                                  

                                                                                    Propósito 3: Ser semejantes a Cristo

 

Efesios 1:5b_ “…hijos suyos por medio de Jesucristo…” Romanos 8:29_ “Porque a los que antes conoció, también los predestinó para que fuesen hechos conformes a la imagen de su Hijo, para que él sea el primogénito entre muchos hermanos.”

Dice “…a los que antes conoció…”; ¿de dónde? Antes de la fundación del mundo. ¿Para qué? Para participar de su naturaleza divina.

 

                                                                                     Propósito 4: Para alabanza de su gloria

 

Efesios 1:6_ “…para alabanza de la gloria de su gracia, con la cual nos hizo aceptos en el Amado…”

 

Efesios 1:17_ “…para que el Dios de nuestro Señor Jesucristo, el Padre de gloria, os dé espíritu de sabiduría y de revelación en el conocimiento de él…”

Nos muestra al Padre de gloria.

 

Juan 17:24_ “Padre, aquellos que me has dado, quiero que donde yo estoy, también ellos estén conmigo, para que vean mi gloria que me has dado; porque me has amado desde antes de la fundación del mundo.”

Ver la misma gloria en Cristo.

¿Qué es dar gloria? Es alabarle, darle honra, exaltarle y celebrar sus perfecciones. Glorificar a Dios es, también, rendirle homenaje, reconocerlo como el único soberano, y la fuente de todo bien.

                  Propósito 5: Buenas obras

Efesios 2:10_ “Porque somos hechura suya, creados en Cristo Jesús para buenas obras, las cuales Dios preparó de antemano para que anduviésemos en ellas.”

Juan 15:16_  No me elegisteis vosotros a mí, sino que yo os elegí a vosotros, y os he puesto para que vayáis y llevéis fruto, y vuestro fruto permanezca; para que todo lo que pidiereis al Padre en mi nombre, él os lo dé.”

Dios en sus propósitos señala de antemano las buenas obras especiales para cada uno, y prepara el tiempo, las maneras y las oportunidades como él cree más convenientes por su providencia para hacer esas  obras, y nos prepara a nosotros para la ejecución de las mismas.

 

Efesios 3:10, 11_ “…para que la multiforme sabi

Propósito 6:: Ser iglesia

duría de Dios sea ahora dada a conocer por medio de la iglesia a los principados y potestades en los lugares celestiales, conforme al propósito eterno que hizo en Cristo Jesús nuestro Señor.”

La creación de su iglesia tampoco fue una solución final, porque Israel habría de fallar en cumplir su misión en la tierra. Dios desde la eternidad llamó a la iglesia; la que se manifestaría de diferentes maneras a través de los tiempos. Y de su iglesia entonces recibiría gloria en todas las edades.

 

Efesios 3.21_ “…a él sea gloria en la iglesia en Cristo Jesús por todas las edades, por los siglos de los siglos. Amén.”

 

Filipenses 1:6_ “…estando persuadido de esto, que el que comenzó en vosotros la buena obra, la perfeccionará hasta el día de Jesucristo…”

Esas obras preparadas por Dios fueron llamadas buenas; nosotros, ¿cómo las llamamos?

 

Isaías 14:24, 27_ “Jehová de los ejércitos juró diciendo: Ciertamente se hará de la manera que lo he pensado, y será confirmado como lo he determinado (…) Porque Jehová de los ejércitos lo ha determinado, ¿y quién lo impedirá? Y su mano extendida, ¿quién la hará retroceder?

 

Job 23:13, 14_ “Pero si él determina una cosa, ¿quién se lo hará cambiar? Su alma deseó e hizo. Él, pues, acabará lo que ha determinado de mí; y muchas cosas como estas hay en él.

Nuestro Dios no inventa, ni es tomado por sorpresa.

Isaías 46:9, 11_ “Acordaos de las cosas pasadas desde los tiempos antiguos; porque yo soy Dios, y no hay otro Dios, y nada hay semejante a mí (…) que llamo desde el oriente al ave, y de tierra lejana al varón de mi consejo. Yo hablé, y lo haré venir; lo he pensado, y también lo haré.”

Hechos 17:28_ “Porque en él vivimos, y nos movemos, y somos; como algunos de vuestros propios poetas también han dicho: Porque linaje suyo somos.”

Él es todo, en todo y por todo.